domingo, março 01, 2015

THOPAGA




NAUFRAGIO - NAUFRAGE – SHIPWRECK


«Diario de Ibiza»:




El `Thopaga´, pailebote de madera de dos palos con base en Eivissa, se hundió en la madrugada de ayer frente a las costas de Bretaña, al noroeste de Francia, tras sufrir una vía de agua cuando se dirigía a la ciudad francesa de Brest para participar en una concentración de barcos. Los nueve tripulantes de la embarcación pudieron saltar sin sufrir daños a una balsa hasta que fueron rescatados.Según la Prefectura Marítima del Atlántico, se recibió una señal de socorro alrededor de las 3 horas de la madrugada procedente del `Thopaga´. Una de las propietarias de la nave, Nicole Legler, explicó que estaban a unas treinta millas de la costa de Brest cuando «el barco cogió agua». «No sé qué ha pasado, si tocamos algo o chocamos con algo flotando en el mar», explicó Legler, que precisó que, pese a haber navegado los últimos dos días con mala mar, en el momento del suceso estaba «todo calmado».

Un portavoz de la Prefectura Marítima del Atlántico atribuyó el origen del suceso al desprendimiento de una de las placas de madera del casco.Los tripulantes trataron de evacuar el agua, pero entraba más de la que extraían, por lo que decidieron abandonar la embarcación. Contactaron por radio con la estación de Salvamento Marítimo de Francia y saltaron a una pequeña balsa de cinco plazas que portaban para aguardar a ser rescatados. Poco después llegó un helicóptero de la Marina francesa, al tiempo que se desvió a la zona, a unos 65 kilómetros al suroeste del cabo de Penmarc´h, una embarcación de la línea Britanny Ferries que navegaba desde España hasta Gran Bretaña.

Cinco de los tripulantes del `Thopaga´ fueron trasladados en el helicóptero hasta el ferry, que continuó con ellos su camino hacia Plymouth. El resto, los otros cuatro, fueron recogidos en un segundo viaje por la aeronave y trasladados a tierra, a una base militar próxima a Brest, ciudad donde se encuentran en estos momentos, entre ellos Legler. Los otros llegarán desde Inglaterra en otro ferry. «Nos hundimos rápidamente. Tuvimos tiempo de hacer lo necesario para coger a todos, las cosas mínimas, y saltar a la balsa. Nadie cayó al agua», afirmó la propietaria de la embarcación, que insistió en que todos estaban bien. «Fue muy doloroso verlo hundirse con las velas blancas» desplegadas, recordó.

El viaje a BrestEl `Thopaga´, construido en 1924, había partido de Eivissa el 23 de junio y, tras hacer escala en Vigo, se dirigía al puerto bretón para participar en una concentración de barcos que se celebra del 11 al 17 de este mes. «La organización esperaba este barco como personalidad de Balears», afirmó Legler, que recordó que todavía cuentan con el Cala Millor, construido en Palma en 1946, cuya llegada está prevista para hoy. «Es una pena. Desde el año 2000 [la organización] quería que el `Thopaga´ participara», insistió Legler.«Es una desgracia que no entiendo. El `Thopaga´ ha ido a Australia, ha participado en muchos eventos de este tipo. Para nosotros y para todos es una gran pérdida», añadió. Preguntada sobre la posibilidad de reflotarlo, la propietaria dijo que estudiarán si es posible, dado que se encuentra a bastante profundidad.

El `Thopaga´ comenzó su trayectoria con el nombre de `Tres hermanos´. En 1926, los juzgados de Águilas y Almería lo embargaron en tres ocasiones. Cuatro años después, cambió su puerto base de la Península por el de Palma, tras ser rebautizado como `Cala Tuent´. En 1932 su propietario lo vendió a una naviera que lo utilizó hasta 1966, cuando fue adquirido por la armadora ibicenca Hijos de Abel Matutes Torres. Doce años más tarde, el barco pasó a manos de los actuales dueños, Circumnavegaciones, que lo rebautizaron como `Thopaga´ y lo restauraron por completo. Su viaje más importante lo haría en 1987, tras ser contratado para asistir como abanderado del Comité Francés a los actos del segundo centenario de Australia, un trayecto en el que se enfrentó a duras condiciones de navegación. Tras esta expedición, el `Thopaga´ no regresaría al puerto ibicenco hasta hace ocho años, cuando estableció su base en la isla.El pasado mes de junio, el Ayuntamiento de Vila anunció que había iniciado el expediente para que el Consell Insular de Eivissa protegiera el pailebote declarándolo Bien Catalogado. Entre otros aspectos, se tuvo en cuenta la intención de los propietarios de conservar Eivissa como puerto de base.




É com um aperto enorme no coração que soube da noticia. Em Novembro passado estivemos todos juntos a bordo a comer e a beber como fazem os marinheiros quando se juntam. Quem anda no mar sabe que a fatalidade acontece sem nos dizer.
Um abraço salgado companheiros. Vemo-nos em Brest


João marinheiro

5 comentários:

Maria disse...

É tão triste ver morrer um barco...
Não te vendo em Brest, um abraço, daqui

Gaivota disse...

Boa viagem marinheiro!

sofialisboa disse...

vai e volta marinheiro joão

jawaa disse...

Obrigada pela visita ao meu lugar.
Entrei de férias durante um tempo. Quando tudo se aplanar hei-de voltar.

Que belos veleiros!
Sabes, tenho um filho pelo Canadá, amante de velas, passa os tempos livres em Kingston, cerca de 300 km acima de Toronto, pois o vento ali é mais constante no lago Ontario e tem um bom amigo que, sempre que precisa, pede ajuda ao seu "Spinnaker" (nick ).
Tudo de bom, marinheiro!

Parapeito disse...

...E o mar, ficou mais salgado.
Abraço** até à volta*